Facebook lo oscuro de los sorteos y las rifas

Facebook se encuentra entre las redes sociales más frecuentadas a nivel mundial por las personas, junto con el crecimiento de sus usuarios se han originado cada vez más grupos que su propósito es estafar a las personas a través de sorteos y rifas falsas. Tal es el caso de Maggie Hughe, quien participó en una treintena de sorteos y le contó a la BBC que la llevó a sentirse engañada.

Testimonio de Maggie Hughe

Asegura que, le enoja mucho que los estafadores continúen cambiando sus nombres de usuarios y que Facebook simplemente los deje hacerlo. Ella asevera que, llegó a ser participante de alrededor de 25-30 de este tipo de grupos.

Cualquier usuario de Facebook tiene la posibilidad de abrir un grupo de sorteos e invitar a unirse a sus amigos. No obstante, Facebook destaca que cancela las páginas de rifas falsas, es decir, aquellas que no poseen licencia en las comisiones del juego de cada país. Solo tan pronto cuando un usuario denuncie.

Los administradores de las páginas pueden escoger un premio y luego vender los tickets mediante Paypal o alguna transferencia bancaria. Hughe, dice que, a partir de ese momento todo marcha como una rifa normal. El número se selecciona al azar y el “afortunado” se lleva el premio. Al menos de esta manera es como debería funcionar, pero la mayoría de las veces no es así.

Sin recibir premios

Maggie asegura que, empezó a sospechar de una mujer en la red social que le dijo que había ganado algunos premios. Jugó a su tómbola y no recibió ninguno de sus premios señala. La mujer con la que Maggie afirma que trató es Lauren Brattle, quien a su juicio dice que posee varios alias distintos en internet y que se dedica a organizar sorteos en páginas de Facebook.

Loterías fraudulentas

En Latinoamérica, la venta de lotería engañosa es un tanto popular. La red social Facebook cuenta con una página en la que detalla cómo reconocer estafas en su plataforma. En el sitio web de ayuda de Facebook, se lee que las estafas se suelen ejecutar mediante cuentas o páginas que se hacen pasar por alguna organización o persona conocida.

Los mensajes que se envían por lo general le aseguran al usuario que están entre los ganadores y que recibirán el dinero o un pequeño adelanto. También detallan que, en algunos casos el estafador solicita información privada como, dirección o datos bancarios.